8 señales que demuestran que eres Muy Inteligente

Muchas veces pensamos que las personas que son bastante inteligentes tienen una vida un poco más fácil o simplemente que no tienen que pasar por ninguna situación problemática. Siempre les va bien en los estudios sin mucho esfuerzo, o consiguen trabajos bien remunerados rápidamente. Pero no todo es color de rosa para las personas inteligentes, no se puede pensar que todo les llega sin esfuerzo, sino todo lo contrario muy seguramente deben invertir valioso tiempo de sus vidas para desarrollar sus habilidades intelectuales, que en varias ocasiones se traducen en dolores de cabeza o síndromes de ansiedades causados por problemas interiores o del entorno donde se desenvuelven.

Sin embargo, en este artículo no te vamos a hablar de las penurias por las que pasa un genio, sino acerca de las capacidades y cualidades que tienen las personas super inteligentes, así sabrás si tu o alguien que conoces realmente lo es.

1. SOCIALMENTE RARO

Las personas muy inteligentes no siempre saber comportarse en situaciones sociales, es uno de los principales problemas con los que tienen que lidiar, el estar rodeados de una cantidad de personas comienzan a sentirse incómodos y a veces los etiquetan como personas raras. Y es en esos momentos cuando en silencio comienzan a hacerse preguntas de porque los demás se comportan de cierta manera. Muchas veces no saben qué tipo de tema entablar o cómo reaccionar a lo que observan a su entorno, causando en ocasiones estrés y falta de ganas de estar con tantas personas.

2. MUY CRÍTICO

Comúnmente, las personas que son bastante inteligentes resultan ser muy críticas consigo mismas, esto quiere decir que son algo duras y siempre están esperando ser criticados por los demás no les gusta equivocarse y cuando se dan cuenta de un mínimo error que cometan se comienzan a reprochar fuertemente. Pero también son personas que intentan mejorar constantemente y tienen deseos de trabajar y superarse siempre.

3. DIFÍCIL ENAMORARSE

Relationship Troubles

Las personas que son muy inteligentes también se les hace un poco aparatoso enamorarse, esto es porque generalmente son personas muy introvertidas y reservadas para entablar conversaciones o hacer nuevos amigos, además de esto cuando tienen a un posible prospecto de pareja comienzan a analizarlo muy bien, pensando los pro y los contra que traería la futura relación. Todo el tiempo que invierten haciendo esto, hacen pensar a la otra persona que simplemente no están interesados en ellos, por lo que suele terminar mal siempre y cuando la segunda persona tenga suficiente paciencia.

4. PIENSAN TODO EL TIEMPO

El cerebro de las personas sumamente inteligentes siempre está en constante trabajo, ellos se encuentran pensando sobre distintos problemas, escenarios y sus posibles soluciones. Muchas veces podemos creer que están perdidos en el limbo, y la verdad es que se pierden pero en sus propios pensamientos, dan la impresión de ser algo cerrados y callados, aunque la verdadera razón es que están demasiado ocupados con las ideas que navegan en su mente.

5. AMIGOS INTELIGENTES

Las personas súper inteligentes sienten la necesidad de rodearse con personas con los mismos intereses y curiosidades que ellos, además suelen sentirse más a gusto en compañía de este tipo de personas que aparte lo ayuden a explorar su creatividad. Los genios tienen como imán que los hace atraerse casi de forma inmediata, por eso si tu grupo de amigos se encuentra conformado con personas bastante inteligente, existe gran posibilidades que seas uno más con estas características.

6. ABURRIDO EN EL TRABAJO O ESTUDIO

Las personas que son más inteligentes que los demás se aburren fácilmente porque necesitan en su vida esa chispa o reto que los ponga a prueba. Puede que tengan actividades en el trabajo o proyectos pendientes de clases, pero son cosas que para ellos no implica tanto esfuerzo llevándolo al aburrimiento en estas tareas sencillas o rutinarias, es por ello que cuanto más difícil sea el reto más estimulados se mantienen y sienten más deseos de lograrlo.

8. BUSCAN LA PERFECCIÓN

Una de las señales más infalibles de que eres una persona súper inteligente se expresa en la forma en la que enfrentas la vida. Las personas inteligentes son generalmente bastantes perfeccionistas y siempre buscan dar lo mejor de sí mismas, por lo regular no se satisfacen fácilmente. Un ejemplo de esto, si no les gusta como luce su apariencia buscaran la manera de mejorar su alimentación o entrar a un gimnasio con tal de lograrlo, si no les satisface alguna actividad de su trabajo, se dormirán tarde hasta obtener el resultado que esperan. Todo a su alrededor gira en torno a ser mejor todo el tiempo.

8. MANTENERSE INFORMADO

Estar desactualizado no es algo que caracterice a las personas inteligentes, todo lo contrario sienten la necesidad de estar al día con las noticias, informaciones, actualizaciones, e incluso una de las primeras cosas que hacen al levantarse es leer las noticias regionales, nacionales e internacionales. Además también les gusta estar al tanto con la innovación en temas de estudio e intereses particulares. Así que si eres uno de esos que se levantan y piensan en leer el periódico, abrir tu página web favorita de noticias o el noticiero de la tv siéntete como un súper inteligente.

Test: ¿cuánto sabes de gastronomía?

Esta serie de preguntas te permitira adentrarte aún más en el mundo de los aromas y sabores. ¿Eres capaz de responder correctamente las 12 preguntas?

Test: ¿Qué libro comienza con esta frase?

Incipit es el nombre en latín de las palabras iniciales de una novela o de un cuento, el anzuelo para atrapar al lector dándole una pista de lo que está por venir.

A ver si recuerdan estos: algunos son muy familiares, verdaderos clásicos; otros pondrán a trabajar la memoria… 

Combustión espontánea: ¿Realidad o fantasía?

Era un día normal como cualquier otro.
La condesa Cornelia Zangari di Bandi había terminado su cena. Esta vez se había excedido. Mala idea comer tanto –pensó–, se sentía muy llena. Se fue a dormir como de costumbre, acompañada hasta la puerta de su habitación por la doncella.

Al otro día, la joven comenzó a extrañarse tras el pasar de las horas y el ininterrumpido sueño de la mujer de 62 años. Decidió subir a despertarla. Cuando entró a la habitación, en lugar de su cuerpo, encontró un montículo de ceniza.
De la Condesa sólo quedó la cabeza y las piernas. La cama estaba intacta como el resto de los muebles; sin embargo, se encontraban llenos de una capa de hollín pestilente. Además de la extrañeza que suponía la focalización precisa de los restos quemados, sumaba al desconcierto el hecho de que nadie había entrado durante la noche. ¿Quién la habría incendiado?, ¿cómo habría logrado que se incinerara sólo el torso y lo demás permaneciera casi intacto?

Nadie lo hizo. La condesa sufrió una combustión espontánea. Súbitamente y sin factor externo, su cuerpo comenzó a incendiarse.

Esta historia fue en el prefacio de Bleak House, de Charles Dickens. Lejos de ser una ficción, este fenómeno ocurre y aunque es poco frecuente, se tienen registros escritos de este extraño suceso desde el siglo XVIII. Como en casi todos los casos inusuales, las “razones” sobrenaturales para explicarlo se extienden. Algunas teorías aducían que se trataba de espíritus malignos, intervención divina o poderes mágicos de las personas que se incendiaban.

Teorías científicas de la combustión espontánea

La ciencia también trató de dar una razón: John E. Heymer, por ejemplo, sostenía que las víctimas liberaban hidrógeno y oxígeno momentos antes del incendio, esto porque tenían fuertes problemas emocionales. Larry Arnold sostenía que la explosión sucedía por la intromisión de una partícula que venía desde el espacio a través de rayos invisibles, y al entrar en el cuerpo, provocaba el desastre. Sin embargo, ninguna de estas dos teorías pudo ser comprobada. Al contrario, la comunidad científica las desmintió al no existir suficientes pruebas para sostenerlas y caer en contrariedades.

La versión más aceptada

Aunque no hay todavía una explicación única, la versión más aceptada es que no se trata de una “combustión espontánea”; más bien se trata del “efecto mecha”. El suceso tiene lugar cuando la persona en cuestión sufre alguna caída provocada por un infarto o accidente. Mientras está inmóvil en el piso alguna chispa cercana —de cigarro o algún falso contacto— hace que su ropa se incendie. Debido a que el fuego no se propaga, la pequeña llama va calentando la grasa debajo de la piel. Por lo tanto, la tela la absorbe como si se tratara de una mecha y el incendio comienza.

La cruel verificación

Esta conclusión fue rechazada al comienzo porque no era comprensible cómo alguien quedaría pulverizado con tanta facilidad. Incluso en los trabajos forenses de incineración se necesita moler los huesos durante horas para dejarlos en cenizas.

Sin embargo, J.D. De Haan, experto en la materia, hizo un experimento cruel para demostrar su teoría. Un día envolvió a un cerdo en una cobija y lo metió dentro de una habitación. Después puso un poco de gasolina y dejó que el animal se quemara durante horas, sólo para encontrarlo más tarde reducido a cenizas. El cuerpo alcanza los 800 grados centígrados después de 7 u 8 horas, por lo que es posible que esto les suceda a las personas que están solas por este lapso de tiempo.

Coartada para criminales

Así como se han dado estos casos, también ha ocurrido que el “efecto mecha” ha sido usado a favor de las mentes criminales quienes, conociendo este suceso, asesinan a personas vulnerables y huyen de la escena tranquilos pensando que la ciencia explicará la muerte por medio de este fenómeno. Cuando esto ocurre, la técnica forense debe hacer un examen exhaustivo de los hechos para descartar cualquier homicidio.

Existen millones de cosas que la ciencia no ha podido explicar. Sobre todo en cuestiones como éstas que ocurren como hechos aislados y esporádicos. Sin embargo, sucede. Cabe señalar que las víctimas de este fenómeno son personas que se encuentran en la total soledad, por lo que no hay un testigo ocular de lo que ocurre y entonces, las explicaciones sobre esos casos no dejan de ser hipótesis.

6 curiosidades sobre tu cuerpo que siempre quisiste saber

Si nuestro cuerpo dependiera de nuestra mente, hace mucho hubiéramos muerto.
Ordenarle a nuestra sangre que circule por cada rincón, supervisar que nuestras células se dividan en el momento adecuado, decirle a nuestras pupilas cuándo tienen que dilatarse. Sugerirle a nuestro hígado, estómago e intestinos lo que tienen que hacer, en fin… sería una tarea imposible.
Seríamos directores de una orquesta que se saldría por completo de nuestras manos. Un total desastre.

Esto no es por nuestra falta de capacidad intelectual, sino porque los procesos físicos, químicos y moleculares son tantos y tan complejos, que sería imposible estar al tanto de cada uno de ellos. Además, hay tanto que desconocemos del cuerpo que habitamos, que sería sumamente improbable que tuviéramos un control adecuado sobre ellos.

A continuación, algunas cosas que no sabías y quizá nunca te has atrevido a preguntar.

¿Por qué las venas son azules si la sangre es roja?

Somos víctimas de una ilusión óptica. En efecto, la sangre es roja, pero las venas no son azules ni verdes. Sucede que la luz que atraviesa la piel es absorbida por los tejidos, impidiendo reflejar los colores cálidos. En realidad son de un rojo profundo. Entre menos grasa exista, más intenso es el color que se ve reflejado sobre la piel.

¿Por qué nos da hipo?

Es una contracción del diafragma y los músculos respiratorios. Debido a la fuerza, las cuerdas vocales se cierran y de ahí el característico e incómodo sonido.

Existen hipos transitorios —que duran algunos minutos— e hipo recurrente —permanente—. Hasta ahora, no hay una razón científica y unánime que determine cuál es la función del hipo. Muchos científicos aseguran que no sirve para nada. Sin embargo, es común pasar por un episodio de estos cuando se respira de manera incorrecta, cuando se ingieren irritantes o cuando se bebe alcohol.

¿Por qué los dientes se vuelven amarillos?

Puede que no hayas fumado ni un cigarro durante toda tu vida. Pero tus dientes se volverán amarillos tarde o temprano. Esto sucede porque la dentina —capa que rodea la parte interna de los dientes— es de color amarillo. Entre más años pasan, los dientes lucen más amarillos debido al adelgazamiento del esmalte dental. Obviamente fumar y no tener una limpieza adecuada, ayuda a que se vean aún más coloridos.

¿Por qué envejecemos aunque nuestras células se regeneran?

Las células del cuerpo tienen diferentes ciclos de vida; algunas duran décadas, semanas u horas. Aunque éstas se regeneran de manera continua, conforme vamos envejeciendo, el ADN va deteriorándose; el material genético va reduciéndose conforme se dividen las células a lo largo del tiempo. Por ello, la regeneración se va dañando y se produce el envejecimiento.

¿Por qué se nos enriza la piel?

Nuestra piel nos protege y lo hace de manera literal. Cada uno de nuestros vellos tiene debajo músculos diminutos llamados arrectores pilorum, estos se alzan cuando tenemos mucho frío —para erizar nuestro vello y protegernos— pero este efecto tiene otra función, al menos en los animales peludos funciona para hacerlos más grandes y no ser vulnerables ante las presas.

¿Por qué nuestro pelo no es de colores?

La melanina es la que determina el color de nuestra piel y nuestro cabello. Lamentablemente, sólo existe dos variedades: eumelanina y feomelanina. La primera determina los cabellos marrones y negros, mientras que la segunda, los rojos y rubios. No hay combinaciones para hacerlos morados, azules o rosas.

Aunque lo hemos habitado desde que tenemos razón y memoria, somos unos completos ignorantes de las funciones de nuestro cuerpo. Pese a que lo usamos diario, lo sufrimos y lo gozamos, ignoramos por completo cientos de funciones y finalidades de cada parte de ellos. Afortunadamente, funciona por sí mismo, no tenemos que ordenarle a nuestros pulmones que respiren, a nuestro corazón que palpite, ni a nuestra sangre que circule. Nuestro cuerpo no depende de nosotros y eso es lo mejor que nos pudo pasar.

Todo lo que debes saber sobre los sueños lúcidos

¿Se puede aprender a controlar lo que soñamos? ¿Todo el mundo tiene sueños lúcidos? ¿Cuál es su potencial terapéutico? Las últimas investigaciones responden estos interrogantes

¿Qué son los sueños lúcidos?

Controlar los propios sueños y vivir en ellos aventuras imposibles en la vida real es una idea tentadora que incluso se ha llevado al cine. Sin embargo, algunas personas pueden hacerlo porque tienen un tipo de sueños llamados lúcidos y son conscientes de estar soñando. A veces, incluso pueden desempeñar un papel activo y se convierten en directores de la película de sus sueños, cuyo guión pueden ir improvisando a capricho. En ocasiones, tienen la sensación de despertar dentro del sueño y saber que pueden seguir soñando. Pueden hacerlo porque su lóbulo frontal no está totalmente dormido.

Se trata de un estado intermedio entre el sueño, donde la consciencia casi se desconecta, y la vigilia, donde está a pleno funcionamiento. Y tienen lugar durante la fase REM, en la que se dan las ensoñaciones. Algunas personas que participan en experimentos son capaces de indicar a los investigadores, mediante una señal pactada, cuándo los están experimentando. Y los investigadores pueden corroborar si es cierto por sus ondas cerebrales. Esta capacidad supone que durante el sueño recuerdan la señal pactada mientras duermen, lo que requiere un cierto grado de consciencia.

¿Por qué se producen?

La consciencia no se desconecta del todo mientras dormimos. Siempre hay un bajo nivel que nos puede hacer despertar cuando oímos algo significativo, nuestro nombre o un ruido. Pero en el sueño lúcido la actividad cerebral aumenta, especialmente en la parte frontal del cerebro, que está relacionada con la actividad cognitiva. Se puede medir porque aparecen ondas cerebrales en la banda gamma, como explicaba a ABC, Ursula Voss, catedrática de psicología de la Universidad de Bonn, experta en este tipo de suñeos.

Cuanto más rápida es esa actividad gamma, mayor será el procesamiento cognitivo en general. Es lo que ocurre cuando estamos pensando. Por el contrario la actividad gamma es muy baja en el sueño profundo. Sin embargo, en el sueño lúcido aparece también esta actividad, aunque en menor medida que durante la vigilia.

¿Son frecuentes?

Los adultos rara vez los tienen. Hay mucha literatura esotérica al respecto. Muchas personas en internet aseguran que son lúcidas, pero en el laboratorio se comprueba que no es cierto. Aparte de otros indicadores, se registra la actividad gamma, de alta frecuencia, común a la vigilia. Esta actividad no la tenemos al nacer, es adquirida y aumenta con la capacidad cognitiva. Cuanto más inteligentes seamos, más actividad gamma tenemos., explica Úrsula Voss

Son mucho más frecuentes entre los 10 y 19 años, en especial entre los niños más inteligentes. A menudo empiezan a soñar de una manera lúcida cuando tienen pesadilla, como autodefensa. Es posible que los sueños lúcidos se den porque las redes neuronales están en desarrollo, y por accidente se pueden activar durante la noche las que están implicadas en la consciencia. Si coincide con una pesadilla, el niño se da cuenta de que está soñando, y si son frecuentes aprenden a cambiar el contenido del sueño. Es una aplicación terapéutica.

El cerebro de los soñadores lúcidos es diferente

Neurocientíficos del Instituto Max Planck para el Desarrollo Humano en Berlín y el Instituto Max Planck de Psiquiatría, en Munich, han comparado las estructuras cerebrales de las personas que tienen sueños lúcidos de forma habitual y los que no los tienen nunca o casi nunca. Sus resultados se acaban de publicar en “The Journal of Neuroscience”.

Y lo que han descubierto es que, la corteza prefrontal, el área del cerebro que permite la autorreflexión, es más grande en los soñadores lúcidos que en los que no los experimentan nunca o casi nunca. Lo que hace pensar que posiblemente son más autorreflexivos cuando están despiertos. Probablemente, especulan, el sueño lúcido está estrechamente relacionado con la capacidad humana de autorreflexión, que se conoce como metacognición.

Pero algunos psicólogos de orientación psicoanalítica le darían otra explicación: las personas que tienen sueños lúcidos tienen un control muy rígidos de sus acciones, una característica que aparecerían también en los sueños, en los que son capaces de intervenir. Una hipótesis también es plausible, puesto que en la corteza prefrontal, la que según este estudio tienen más grande los soñadores lúcidos, se graban las normas sociales y morales…

¿Se pueden entrenar estos sueños?

Los foros de Internet y los blogs están llenos de instrucciones y consejos sobre la forma de conseguir el sueño lúcido. Pero la realidad es que no es fácil lograrlo, lleva hasta seis meses y no todos los consiguen, para disgusto de algunos neurocientíficos, que se sirven de este tipo de ensoñaciones para investigar cuestiones tan escurridizas como la consciencia.

Según Stephen LaBerge, autor de “Explorando el mundo de los sueños lúcidos” y probablemente uno de los mayores expertos en la materia, la frecuencia de estos sueños aumenta si se entrena a las personas en detectar los contenidos absurdos de los sueños, que habitualmente nos parecen normales mientras soñamos. Esto ayudaría a reconocer que estamos soñando, la característica de los sueños lúcidos.

Los neurocientíficos del Max Planck quieren darle una vuelta al asunto para saber si las habilidades metacognitivas, de autorreflexión, se pueden potenciar mediante este tipo de sueños. Tienen la intención de entrenar a los voluntarios en sueños lúcidos para examinar si esto mejora la capacidad de autorreflexión. Aunque quizás fuese más fácil hacerlo a la inversa, entrenar la capacidad de autorreflexión y ver si con ello se favorecen los sueños lúcidos…

Se pueden provocar por estimulación cerebral

El equipo de la psicóloga Ursula Voss, experta en este tipo de sueños, ante la dificultad de entrenar sujetos para sus investigaciones, se planteó inducirlos. Y logró en mayo del año pasado. Para ello estimularon el cerebro con ondas gamma durante la fase REM del sueño. Sus resultados los publicaron en las revista “Nature Neuroscience”.

A través de electrodos en el cuero cabelludo lograron, mediante una técnica llamada estimulación transcraneal de corriente alterna (tACS por su sigla en inglés), que los 27 voluntarios tomaran consciencia de que estaban soñando. Voss no prevé un mercado comercial para los dispositivos de sueños lúcidos. Y advierte de que los que se venden en la actualidad no funcionan bien, y los que estimulan el cerebro, como el del estudio, deben ser supervisados siempre por un médico.

Aplicaciones terapéuticas

Provocar este tipo de sueños artificialmente podría ayudar a tratar trastornos tan frecuentes como la depresión, la ansiedad o el trastorno de estrés postraumático (TEP), explicaba en Nature Neuroscience la Jessica Payne, del Departamento de Psicología, Memoria, Estrés y Sueño de la Universidad de Notre Dame (Indiana).

Las pesadillas recurrentes que se producen en estos trastornos, especialmente en el TEP, podrían modificarse a voluntad si las personas afectadas fueran conscientes de que están soñando, y podrían cambiar el final por otro menos traumático.

Urusula Voss quiere ver su efectividad en la esquizofrenia, donde el lóbulo frontal está menos activado y quizás entrenar en lucidez podría ayudar a distinguir entre alucinaciones y realidad. Las áreas corticales activas durante un sueño lúcido se superponen con las regiones del cerebro que están deterioradas en los pacientes no son conscientes de su enfermedad, según un estudio.

En otro ámbito, los sueños lúcidos tienen que ver con el pensamiento abstracto y se abre la posibilidad de enseñar esta técnica a niños de niveles académicos más bajos, porque quizá les ayude a llegar a un nivel de abstracción mayor.

Las personas con narcolepsia tienen más sueños lúcidos

Hacerse cosquillas a uno mismo no es posible. De ahí que los científicos se fijen en esta curiosidad como una ejemplo de atenuación sensorial en acciones llevadas a cabo por uno mismo. Pero hay excepciones, como cuando despertamos en la fase REM del sueño, según un artículo publicado en “Frontiers in Human Neuroscience” hace unos meses, que sí se consigue. Se preguntaban si en los sueños lúcidos pasaría lo mismo y para veriguarlo, los investigadores pidieron a los participantes que evaluaran sus sensaciones al hacerse cosquillas a sí mismos mientras estaban despiertos, lo imaginaban o experimentaban un sueño lúcido.

Sus resultados, explican, indican que la diferencia entre hacerse cosquillas a uno mismo y las cosquillas hechas por otros se borran en los sueños lúcidos. Lo que les lleva a la conclusión especulativa de que en los sueños lúcidos la atenuación sensorial para las cosquillas “de producción propia” se extiende a los personajes que aparecen en el sueño, que también quedan incapacitados para hacer cosquillas a otros. No hay nada perfecto…

¿Dejan huella en el cerebro?

La revista “Medical Hypotheses” describe el caso de un paciente con dolor crónico desde hacía 22 años y 2 años de tratamientos biopsicosociales sin resultado. Sin embargo, sufrió una remisión completa del dolor después de un sueño lúcido. Los autores proponen para explicarlo que la reorganización del sistema nervioso central (la plasticidad neural) es un posible mecanismo para explicar el beneficio terapéutico de los tratamientos multidisciplinares, y puede establecer un marco para la reparación de los nervios dañados que provocan el dolor resistente al tratamiento. Y lo sorprendente es que en este caso deducen que se esa plasticidad ha tenido lugar a través de un sueño lúcido… De ser así, los sueños lúcidos dejarían huella en el cerebro

Cómo descargar videos de Facebook, Youtube y otras redes sociales

Actualmente, los vídeos es el tipo de contenido multimedia más popular del momento.
Cada día podemos ver cómo muchas páginas web muestran numerosos vídeos, la mayoría de contenido en las redes sociales también muestran vídeos y son muchos los vídeos que se comparten por correo electrónico o por algunas aplicaciones de mensajería como WhatsApp.
Eso sin contar la cantidad de plataformas como YouTube donde se suben y visualizan millones de vídeos diariamente. Por lo tanto, seguro que en más de una ocasión hemos querido descargar alguno. Sin embargo, dependiendo de dónde lo queramos descargar la cosa puede resultar más o menos difícil. A continuación vamos a mostrar cómo podemos descargar gratis vídeos de páginas web y redes sociales.

Cómo descargar videos de Facebook

Facebook es una de las redes sociales donde más vídeos se comparten cada día. Vídeos que en determinadas ocasiones puede que queramos descargar en el disco duro de nuestro ordenador para verlos posteriormente. Para ello, el sitio web FB Down, ofrece la posibilidad de descargar gratis vídeos de Facebook con sólo indicar la URL del vídeo en la red social.

Cómo descargar videos de Twitter y Periscope

En el caso de Twitter, también existe TW Down, un sitio prácticamente idéntico al que acabamos de mencionar pero que en esta ocasión permite descargar un vídeo de Twitter a través de su URL. Periscope es otra aplicación de referencia en lo que a retransmisión de video en directo (streaming) se refiere, por lo tanto, seguro que en muchas ocasiones queremos descargar vídeos de Periscope a nuestro disco. Para ello, podemos echar mano de Scopedown, que permite descargar vídeos de Periscope indicando únicamente la URL del mismo.

Cómo descargar videos de Instagram y Youtube

Para Instagram también existe la aplicación web Downloadgram, que de forma parecida al resto, nos permite descargar un vídeo de Instagram a través de la URL del vídeo. Sin embargo, en la mayoría de ocasiones, seguro que es YouTube la plataforma desde donde queremos descargar vídeos gratis. En este caso el sitio ConvYouTube nos permite hacer con total facilidad.


Existen también otros sitios web desde donde podemos descargar gratis vídeos de diferentes plataformas o redes sociales desde un único sitio.
En este sentido KeepVid es uno de los sitios más populares.
Desde KeepVid es posible descargar vídeos de Facebook, Instagram, vimeo, liveleak y otros muchos más.

Otra de las mejores web para descargar gratis vídeos de páginas web y redes sociales es Save It Offline, que nos permite descargar cualquier vídeo de una web o red social en formato MP4 y en diferentes calidades.

Tubbe Offline es otro todo en uno, es decir, se puedes descargar vídeos de webs y redes sociales desde un mismo sitio.

Aunque Google Chrome cuenta con varias extensiones que permiten descargar vídeos de algunos sitios, lo cierto es que el propio Google ha estado persiguiendo a muchas de ellas y las ha ido eliminando de la Chrome Web Store. Sin embargo, si somos de los que usamos Firefox como navegador predeterminado, Video Download Helper es una gran extensión que permite descargar gratis vídeos de un montón de páginas web y redes sociales desde el navegador y sin tener que visitar otros sitios web.